Nuestra época reporta un advenimiento colosal de algoritmos de machine learning y de inteligencias artificiales. Estos modelos componen micro-unidades complejas de inferencia e interacción. Pero, ¿puede decirse que estas redes de datos y de interconexiones binarias, a medida que se acomplejan por densificación de capas, comienzan a comportarse como sistemas inteligentes de producción de sentido? A partir de nuestro desarrollo con diversos modelos de deep learning, consideramos necesaria la investigación, producción, y puesta en funcionamiento de los mismos. Entendemos estos modelos como una parte sustancial de la infraestructura tecnológica actual y del futuro por venir.

Nos preguntamos por esta clase de mapeo y de superposición dimensional. De multiplicaciones vectoriales pasadas por funciones no lineales, a espacios multidimensionales y complejos de representación y de producción de datos. Estos espacios latentes, insertos en diversas plataformas, se tornan agentes de producción material e interacción social, es decir, cobran fisicalidad. Desde IT, esta relación del humano con la máquina (o del cuerpo algorítmico con el cuerpo social) nos resulta paradigmática y apasionante, pero sobre todo problemática. 

Estudiar y producir estos sistemas, creemos, es crear micro-inteligencias que interactúen con el mundo. De hecho, interactuamos día a día con estas plataformas multi-algorítmicas que modelan y codifican nuestra cotidianeidad. Muchos debates surgen alrededor de las capacidades de la inteligencia humana y de su replicación, o de la creación de nuevas posibles inteligencias. Pero por otro lado surgen los conflictos socio-políticos: ¿Cómo pensar el devenir de los sistemas de gobernabilidad en anclas de esta explosión algorítmica? Se habla de populismos algorítmicos y del fin del trabajo, entre otras cosas. Ante esta situación a escala global, parece necesario empezar a investigar estas problemáticas, y producir herramientas que nos permitan comprender la inserción y producción de estas “inteligencias” dentro de un tejido social multiforme.